06/18/2010

SIGUIENTE
Carl Sagan: Creer o no en Dios depende mucho de lo que se entiende por Dios / Astrónomo estadounidense de Carlos Alberto Arellano Carl Edward Sagan (Brooklyn, Nueva York, Estados Unidos, noviembre de 1934 - Seattle, Estados Unidos, diciembre de 1996) Astrónomo, exobiólogo y divulgador científico. (Autor de la imagen: Carlos Alberto Arellano) . Son igualmente habituales, especialmente después de una conferencia en la que hablo de la evolución de la vida o de la inteligencia, las preguntas del tipo: ¿Cree usted en Dios? Como la palabra «Dios» significa cosas distintas para las distintas personas, normalmente respondo preguntando qué entiende mi interlocutor por «Dios». Sorprendentemente, la respuesta es a veces enigmática e inesperada: «¡Oh! Ya sabe usted, Dios. Todo el mundo sabe quién es Dios», o bien, «Pues un tipo de fuerza superior a nosotros y que existe en todos los punto del universo». Hay muchas fuerzas de ese tipo. Una de ellas se llama gravedad, pero no es frecuente identificarla con Dios. El concepto cumple una amplia gama de ideas. Alguna gente piensa en Dios en forma de un hombre de piel blanca, de grandes dimensiones, con una larga barba blanca, sentado en un trono ahí arriba, en el cielo, llevando afanosamente la cuenta de la muerte de cada gorrión. Otros (por ejemplo Baruch Spinoza y Albert Einstein) consideraban que Dios es básicamente la suma total de las leyes físicas que describen al universo. No sé de ningún indicio de peso en favor de los patriarcas antropomórficos capaces de controlar el destino humano desde algún lugar privilegiado oculto en el cielo, pero sería estúpido negar la existencia de las leyes físicas. Creer o no en Dios depende mucho de lo que se entiende por Dios. Carl Sagan El sermón dominical El cerebro de Broca via http://gigantesquedesaparecen.blogspot.com/2010/06/carl-sagan-creer-o-no-en-dios-depende.html
ANTERIOR
Padre presente, padre ausente No es la carne y la sangre, sino el corazón, lo que nos hace padres e hijos La verdadera paternidad va mucho más allá de la mera procreación; es un acto de amor, un ejercicio de responsabilidad y una travesía a través de la cual los padres (sí, los hombres) pueden descubrirse a sí mismos a través de sus hijos. Si hasta ahora has limitado tu ejercicio de la paternidad a ser el proveedor de tu familia, el que se impone, el que tiene que lidiar en soledad con sus temores, el que ordena o el que castiga, probablemente te has preguntado si todo esto tiene algún sentido y una punzada te devuelve un ¡No!, ¡No! ¡No! Aunque hasta ahora lo hayas hecho muy bien. En escuelaparapadres.com queremos compartir un camino alterno a la tradición, conscientes de que las cosas no pueden seguir así, pero también de que el papel del padre no puede ser ni eliminado, ni postergado, ni negado sin consecuencias trágicas para el hombre que procreó, para el hijo que lo nombra y la mujer que ejerce como madre. Este Día del padre, y todos los días que le sigan, queremos que digas ¡Presente!, sabiendo cómo hacerlo. El siguiente es un texto del terapeuta argentino Sergio Sinay, de ayuda excepcional para padres fuera de serie. Un padre está presente cuando escucha, cuando simplemente escucha, sin juzgar, sin impacientarse por encontrar o por tener una respuesta, cuando sencillamente permanece y escucha. Un padre está presente cuando su hijo adopta decisiones y caminos propios, y aunque esos hechos y decisiones no coincidan con los deseados por el padre, no hacen que éste se aparte del vínculo ni que lo condicione. Un padre está presente cuando habla de sí mismo, de sus vivencias, de sus sentimientos, de sus proyectos personales, de sus sueños y necesidades, de sus aptitudes e ineptitudes, de lo que hace y de lo que siente, de sus pasares y de sus pesares, cuando lo hace desnudándose sin falsos pudores y dejándose recibir con sus insuficiencias, con sus ingenuidades, con su vulnerabilidad, con su esperanza, con su humor, con sus facetas más inexplicables. Un padre está presente cuando pone el cuerpo en la relación con sus hijos, cuando toca, acaricia, pellizca, sostiene, aprieta, suaviza, cuando da lo que él es antes de lo que él tiene. Un padre está presente cuando pregunta por actividades, por sueños, por temores, por éxitos, por fracasos, por alegrías, por amores y por dolores de sus hijos, y cuando se lo pregunta a ellos, directamente, sin intermediarios, del modo que puede. Un padre está presente cuando encuentra tiempo para acompañar a su hijo en momentos graves o leves de la vida de éste: exámenes, peleas, derrotas, victorias, visitas al médico, elección de ropa, partidas, llegadas, etcétera. Un padre está presente en aquellas cosas que acabas de anotar como tus propios e intransferibles actos de presencia. Como ves, presencia se escribe con P. Pero no es la P de proveer, producir, pegar o...

David Huerta

"Never believe anything you hear and only half believe what you see " Seek the truth is hidden

Andy Green94
Positive Thoughts
Ibnu Abas
Alex Beattie
Samantha J Watson
Terie
Dinchy
Delia Dorn
Kathleen Maher
Anne-Marie
brucejefferson1
EC Rodriguez
Lana Belle
cbmilne33
Charivna
Paul Chaney
Laura G
The In Touch Traveler
mondomedeusah
JJ
Tim Null
Will Clark
Asa_A.Santangelo
Tina
Rebecca
redidecore
bella
Bino
Andrew James
Jewelry Handcrafted Fashion Designs
Philip Cooper
Eyecatchers & Wind In The Willow
indybootcamps
indyfitkids
Suzy
Shannon Venable

Hazte fan

Últimos comentarios

 

By the use of knowledge to raise awareness.


 

Warning: Read this blog can radically change your thinking.


http://davidhuerta.typepad.com/about.html

http://es.flavors.me/wideawakeness

Awareness's blog

↑ Grab this Headline Animator

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

directorio y promoción de blogs ¡Haz click y Vota este sitio en TOP-WEBS.com!! Promoción de Blogs adoos.com.mx